Imperia Futura-Terreno Adverso (por Héctor Ortiz – @MyrdalMx – name your price)

Imperia Futura-Terreno AdversoReynosa es una ciudad fronteriza con mucha gente de paso: regios, gringos, tamaulipecos, veracruzanos y uno que otro chilango. Por ende, la variedad de ideas, creencias y sonidos es vasta. Sin embargo, se ve mermada por la violencia que acecha a la ciudad a diario. Pero no es impedimento para que las manifestaciones culturales prosperen y levanten la voz.
Hace algunas décadas Reynosa tuvo su auge musical y se veía en el mapa con proyectos como La Cruzada (banda previa a OMARSTEREO), Mentes Ajenas, Salev Setra, McKane (ahora Kelo McKane), Sofi*, Lyon Fi!, Labial (antes Royal), Okzido. Incluso bandas de covers como Bullet Over, etc. y luego nada. Grande ha sido el precio que han pagado los músicos de esa ciudad para salir a flote. La nueva sangre reynosense se pega el tiro desde sus azoteas o garajes al grito de “más música, menos balas”, y lo están haciendo al cien.
Imperia Futura, banda con dos años de trayectoria en los que han compartido escenario con Thermo, Lng/Sht, Joliette y varios más, han lanzado su álbum debut (en descarga gratuita) titulado “Terreno Adverso”; nombre que le queda como anillo al dedo, pues sobresalir como artista en Reynosa es complicado, por las circunstancias, pero no imposible.
“Terreno Adverso” es un disco que supera por mucho las expectativas que hoy en día se tienen de una banda “experimental” en México. Influenciados por música andina, sonidos del medio-oriente y estilos como post-rock, noise y stoner, dan cátedra de lo extremadamente cool que puede sonar una banda instrumental en 2015. Consideramos erróneo clasificarlos en alguno de los géneros que tienen en sus redes, aunque sean sólo referencias remotas. Sin temor los etiquetamos como cyber-punk, pues serían un buen soundtrack para animes post-apocalípticos y futuristas tipo “Attack on Titan” y “Ghost in the Shell”, por mencionar algunos.
El álbum cuenta con participación estelar de Rivlog, director del Centro Alaken (mismo donde fue grabado el disco) y destacado artista, promotor y activista en Reynosa, y con la producción a cargo de Héctor Chacón.
Es un disco muy completo y bien trabajado, con algunos puntos débiles en la mezcla pues a ratos hay que bajar el volumen para no lastimarse los oídos, pero en general resulta buenísimo. Es hipnótico, caótico, catártico, bailable, dinámico y atrevido. Toda una jotiya del norte de México volando cabezas desde Reynosa. El futuro de la música.
Si creías que lo único “experimental” que México podía ofrecer era post-rock, estabas muy equivocado, chavo. Post-Rock is dead † (por Héctor Ortiz – @MyrdalMx)

Cassette Blog Newsletter