Puente Roma-Lagrima Rebelde (por Angie Ferrero – name your price)

puente-roma-lagrima-rebeldeEn la nostalgia, en los días grises, en las noches donde reaparece el pasado y se hace voz, sin vos, añoranza. El tango es el compañero de la copa de vino, el que te alcanza fuego para prender tu cigarrillo y hace que la melancolía -bollito en la sombra- se llene de luz.
Con “Lágrima Rebelde” de Puente Roma, se recorre la ciudad de Buenos Aires, los almacenes, sus paseos; se abraza su cielo, se extraña al que nos dejó. La mentira y la traición, el paso de los años, el dolor de la propia existencia, el amor que no fue. Bien argentino como la madre, el obrero, la fe que se mantiene de pie, la esperanza que no se pierde.
La clásica voz del varón, la dulce compañía de la guitarra, la ausencia que se hace presente y estira sus dedos con cada acorde.
Las letras de Puente Roma pertenecen a Juan Andrés Caruso; la música, Francisco Canaro y Rafael Canaro.
Volver nos trae lágrimas de emoción, los recuerdos, lo eterno. Lágrimas rebeldes que hacen frente al paso del tiempo y nos traen -como si fuera ayer- al tango. Dulce milonga de la vida que no deja que el viento cambie algunas cosas.
“Una noche desgastado de insomnio
me arrojé de la cama y salí del hotel
de algún rincón el aire templado transportaba el eco de un viejo conocido
entonces no me sentí tan solo
porque cuando tenemos lágrimas rabiosas
cuando nos doblamos bajo el peso del mundo
cuando la mujer que quisimos
supo hacernos sentir su indiferencia
cuando comprendemos que en su voz no estaba su alma
ese viejo conocido
cuando pasa todo eso
se vuelve un compañero de fierro
su desgracia comparte la nuestra
y gracias a él sabemos que no estamos solos
-¿Cómo dice?-
el nombre de pila
Tango le dicen
Tango”
(Viejo Ciego / Puente Roma) (por Angie FerreroFugitiva de la Injusticia del Coronel Desaforado)

También te puede interesar…

Cassette Blog Newsletter